jueves, 7 de mayo de 2015

RESEÑA Todas las hadas del reino


Título: Todas las hadas del reino
Autor: Laura Gallego
Saga: Autoconclusivo
Editorial: Montena
Páginas: 477
ISBN: 9788490433713
Precio: 15'95






Sinopsis:
En un mundo de bosques ancestrales, 
objetos encantados y pruebas de valor 
a vida o muerte, la magia puede 
convertirse en un arma de doble filo...

Camelia es un hada madrina que lleva trescientos años ayudando con gran eficacia a jóvenes doncellas y aspirantes a héroe para que alcancen sus propios finales felices. Su magia y su ingenio nunca le han fallado, pero todo empieza a complicarse cuando le encomiendan a Simón, un mozo de cuadra que necesita su ayuda desesperadamente. Camelia ha solucionado casos más difíciles; pero, por algún motivo, con Simón las cosas comienzan a torcerse de forma inexplicable...

Reseña:
Camelia es un hada madrina que tiene muchísimos ahijados. Ella está muy cansada y trabaja sin parar, pero le gusta y se esfuerza al máximo. Entre su grupo de amigas hadas, una de ellas le encomienda a su ahijado, Simón. Solo parece un caso complicado, pero Camelia descubrirá emociones nuevas y todo se torcerá de una manera inesperada.

Opinión:
El libro está narrado en tercera persona y se conocen los sentimientos de todos los personajes.

Este libro cuenta de capítulos cortos, algunos muy cortos. Cosa que pienso que es aceptado, ya que se te hace la lectura más ligera y siempre dices, uno más, uno más, y cuando te das cuenta te lo has devorado en nada. 

El título de los capítulos es una frase, que se encuentra en este mismo. 
Para alguna gente esto es un inconveniente ya que lo toman como un pequeño spoiler. Para mí no me resultó un problema. Yo lo leía pero me se olvidaba en nada ya que me sumergía en la lectura. 
Pero si te empieza a fastidiar, simplemente no lo lees y ya. Aunque yo opino que no tendría por qué.

El principio empieza muy normal, para mi no era nada del otro mundo. Contaba la vida de Camelia, por lo cual conocíamos a algunos de sus ahijados cuando iba a verlos.

Yo me esperaba que el libro fuera de otra manera. Me lo imaginaba como historias sueltas, pero no. Es una única historia, la de Camelia. Esto me sorprendió para bien. La narración tenía una estructura sólida. 

La forma en que Laura ha utilizado los cuentos tradicionales y les ha hecho referencia ha sido magnífico. 
Algunos cuentos los contaba como sucesos de los ahijados de Camelia, otros incluso a la vida de la propia Camelia. Y aveces simplemente contaba historias.

Los personajes son increíbles, cada uno tiene una personalidad completamente diferente.
Mi personaje favorito era sin duda Ren, el zorro. Adoraba a ese personaje, eso sí, me tenía muy confusa. No me podía imaginar por donde iba a salir en cada ocasión.

La princesa Asteria no me caía especialmente bien, y Simón muchas veces me cabreaba.

Camelia sin duda es una grandísima hada y persona, y eso nos hace reflexionar a lo largo del libro sobre la vida real. Como la gente puede llegar a afectar a otros.

Yo antes de llegar a la mitad me esperaba que la historia siguiera un rumbo totalmente diferente al que siguió. 
A la mitad del libro pega un giro impresionante. Yo no me lo podía creer. A partir de ese momento estuve más enganchada todavía y me impresionó todavía más las referencias de los cuentos. Como se tergiversó todo y se enredó. 

Mi historia favorita sin duda fue La Bella Durmiente, cuando se mostró esa historia yo no lo podía creer. Me sorprendió bastante y me agradó muchísimo. Me encantó como pegó tal giro que llegaron a ese cuento de esa forma tan espléndida.

Al principio del libro vemos que el grupo de hadas de Camelia no está completo, pero no sabemos que pasó con las que faltan.

Cuando nos encontramos con ello, fue una explosión de reacciones. Todo pasa tan repentino, que te encuentras una sorpresa detrás de otra y no puedes parar de leer.

Debo decir que cuando se va acabando la historia, Laura nos lo hace pasar mal en más de una ocasión. 
Todos los acontecimientos eran una nube de emociones inexplicable. 

El final sin duda creo que es uno de los mejores que ha escrito Laura a mi parecer. Aunque tal vez me hubiera gustado más páginas para describirlo y no tan apresurado, en vez de otras páginas para los ahijados secundarios de Camelia.

Aun así, me fascinó, es el mejor final que pudo a ver tenido, mucho mejor que el que creía que iba a tener, y sin duda es lo que más me encantó.

Y bueno, todos merecemos un final feliz, aunque otros no quieran ;)